La pizza de hoy ha sido una sugerencia de @miss_almejita que después de que preguntase un día sobre posibles pizzas para subir al blog, cortésmente me recomendó la pizza marinara.

Esta pizza es una de las típicas que nos podemos encontrar en todas las pizzerías de medio mundo. Para los que no sepan que es una pizza marinara, cito textualmente la descripción de la pizza marinara en la wikipedia:

“La pizza marinera es una pizza napolitana típica condimentada con tomate, ajo, orégano y aceite. Se trata de la pizza napolitana más popular, junto con la pizza Margarita

Los ingredientes de esta pizza son el tomate, el ajo, el aceite y el orégano, así que es preferible que todos los ingredientes que utilicemos sean excelentes, ya que de otra forma el resultado sería peor de lo deseado.

Yo en mi caso tengo la suerte de que la salsa de tomate es casera de mi huerta, los ajos comprados en el mercado de León, el aceite es de iloveaceite, y el orégano un regalo del gran @kaiku, que me lo recoge silvestre en sus múltiples paseos por la sierra de Madrid. Con todos estos productos, he de decir que es es complicado que me salga mal.

Ingredientes para preparar la pizza marinara

Receta casera de pizza marinara

Paso 1

Bueno, para empezar hacemos la masa de pizza como siempre. Yo en este ocasión, aromaticé un poco la masa siguiendo una recomendación que me hizo Joan Gurgui por twitter y le puse un poco de orégano a la hora de mezclar los ingredientes para aromatizarla un poco.

Paso 2

Una vez que tenemos la masa lista, en esta ocasión no la extendí mucho y la dejé un poco más gruesa, ya que como iba a poner más tomate, quería que la masa aguantase muy bien la humedad del tomate. Como la pizza en este caso es un poco más gruesa, hice un prehorneado de la masa un poco más largo, alrededor de 2-3 minutos.

Paso 3

Una vez que sacamos la masa prehorneada, extendemos abundante tomate por encima, y colocamos un ajo pequeño que previamente hemos picado finamente, añadimos un buen chorro de aceite de oliva virgen extra e introducimos al horno a 250ºC.

Paso 4

Dejamos la pizza en el horno lo suficiente, en este caso entre 5-7  minutos, como para que se tuesten los bordes y además la salsa de tomate pierda buena parte del agua que trae para que no nos quede la pizza muy húmeda.

Paso 5

Una vez fuera, ponemos por último el orégano. En este caso, y tratándose de un orégano tan bueno, no he querido introducirlo en el horno para evitar que se quemase o perdiese parte de su frescura.

Como esta pizza fue una recomendación de @miss_almejita, a ella la corresponde el honor de  elegir el tema musical que acompaña esta receta. En esta ocasión, los Enemigos y su “Septiembre”.

Te dejo con otras pizzas estilo napolitano que creo que también te pueden gustar.

Por último, si sabéis alguna buena pizzería donde tomar una marinara, escribídmelo en los comentarios.

Quieres recibir las siguientes recetas en tu correo?

Suscríbete a la lista de correo de Cómeme la pizza

Muchas gracias por apuntarte

Algo salió mal.